26 Agosto, 2015

El big data, clave en el futuro de la agricultura


¿Te imaginas saber en tiempo real cuánta agua necesita cada porción de tierra? ¿O adivinar qué cultivo es mejor para cada momento concreto? Lejos de ser una quimera, este conocimiento está cerca de convertirse en realidad. Igual que ha ocurrido en otros sectores como la banca, el big data o uso de inteligencia de los datos está aterrizando también en el “campo”. En este post te contamos cuáles son las aplicaciones de esta tecnología en el sector agrícola.

Usos del big data en la agricultura

“Hoy, el big data, la agricultura de precisión, los drones o los robots forman parte del vocabulario agrícola y son una realidad en muchas explotaciones y cooperativas en toda Europa.” Éstas son las palabras del secretario general del Copa-Cogeca, Pekka Pesonen, en la conferencia “Big data para los agricultores y las cooperativas” que reunió a un gran número de profesionales del sector con el fin de formar e informar sobre los usos de esta tecnología. Entre otros datos, durante la jornada se destacó que utilizando esta tecnología se puede aumentar el rendimiento en un 16% y reducir el uso del agua a la mitad. Éstos son algunos de los sistemas que contribuyen a ello: 

  • Riego inteligente: mediante la instalación de sondas inteligentes en el subsuelo se puede medir el nivel del agua de forma exacta. La información obtenida se almacena en una base de datos disponible desde cualquier lugar con un smartphone o tablet, e incluso esta información se llega a transformar en un mapa en tiempo real de las necesidades de agua de cada metro cuadrado del cultivo.
  • Productividad de los cultivos: los grandes actores de la maquinaria agrícola (Monsanto, Deere, etc.) están desarrollando sensores que recogen y almacenan datos sobre las plantas, la topografía o la profundidad que ayudan a mejorar la eficacia de los cultivos.
  • Combinación con información oficial: actualmente este business intelligence se puede combinar ya con información sobre el clima o el suelo o con imágenes por satélite que muchas entidades ponen a disposición del usuario. Más allá de eso, incluso, los drones ya se han empezado a utilizar como herramienta de pastoreo para economizar la vigilancia de grandes extensiones de terreno.

Dos pioneras

El uso del big data en la agricultura y en la ganadería no sería posible sin la involucración e innovación del mundo empresarial. En este sentido, destacan:

  • The Climate Corporation: en 2013, el gigante de la agroquímica Monsanto desembolsó 1.000 millones de euros por este proyecto. Era la recompensa para esta start-up que diseñó un software que monitorizaba los parámetros clave del terreno (condiciones meteorológicas, humedad, salud de cada cultivo, etc.) y permitía al usuario recibir alertas en tiempo real y recomendaciones de acción.
  • Bynse: podría considerarse la hermana española de la idea anterior. Esta herramienta, desarrollada por la start-up Cubenube, ha sido la primera solución de agricultura inteligente surgida en nuestro país. Con cualquier dispositivo con conexión a Internet, Bynse permite controlar vía Twitter, email o mensaje de texto el estado de los cultivos en tiempo real y recibir sugerencias que, por ejemplo, permiten ahorrar el 40% de agua en el riego o reducir un 30% el consumo de plaguicidas.

En resumen, esta tecnología cubre una necesidad básica: ofrecer soluciones aplicables al día a día para unos profesionales que no suelen disponer de los recursos necesarios para la optimización de sus cultivos.

Así, la agricultura es ya una de las áreas que se ha subido al tren de la inteligencia de los datos. En CaixaBank, no nos queremos quedar atrás y hemos unido fuerzas con Oracle con el objetivo de ofrecer soluciones diarias al cliente haciendo un uso apropiado de esta tecnología. Además, hace apenas un año, CaixaBank lanzó AgroBank, una nueva línea de negocio especializada en las necesidades de sus clientes agrarios que ofrece una amplia oferta de productos y servicios financieros para agricultura y ganadería.

Si te ha interesado este post y quieres estar al día sobre innovación, anímate a seguirnos en nuestro perfil de Google + o en la sección de nuestro blog.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *