09 Octubre, 2019

HUUB y Seacliq, empresas portuguesas ganadoras de los Premios EmprendedorXXI

HUBB y Seacliq son dos de las empresas portuguesas que se presentaron a la 21.ª edición de los Premios EmprendedorXXI. Ambas resultaron vencedoras en la categoría sectorial. HUUB, con plataforma logística integrada y completamente dedicada a la industria de la moda, ganó en el sector Commerce Tech. Seacliq, reconocida en el ámbito Agro Tech, ha creado una plataforma electrónica basada en blockchain para la primera venta de pescado.   Una plataforma integrada para gestionar la cadena de suministro en la industria de la moda ¿Cómo y cuándo surgió la idea de crear HUUB? Todos los integrantes de HUUB hemos tenido contacto, de una forma o de otra, con los dos ejes elementales que han gobernado el proyecto desde su concepción: el comercio minorista y la logística. Y todos éramos conscientes de las ineficiencias existentes, especialmente en los procesos de internacionalización del negocio, incluso en los grandes grupos nacionales. Sabíamos que la tecnología sería el tercer gran eje que resolvería este problema: así surgió la idea de crear un negocio basado en una plataforma con capacidad para gestionar la totalidad de la cadena de suministro de marcas de moda con el objetivo de alcanzar la máxima eficiencia. ¿En qué consiste exactamente? HUUB es un acelerador de marcas de moda. En la era global, HUUB se posiciona en el centro de un ecosistema dinámico, la cadena de suministro de todos sus clientes y socios, con un objetivo claro: hacer crecer el negocio de todos. Por ello desarrollamos una plataforma logística integrada y completamente dedicada a la industria de la moda llamada Spoke. Spoke realiza la gestión de la cadena de extremo a extremo, desde los proveedores hasta el cliente final ─ya sea B2B o B2C─ en más de 120 mercados, siempre con total visibilidad de los procesos y las interacciones. La ventaja competitiva reside en la agregación de múltiples servicios en un único punto y en una simplificación de la tarificación inspirada en el modelo SaaS (Software as a Service), lo que garantiza una previsibilidad y gestión total que, a su vez, permite a los clientes centrarse en lo que consideramos lo esencial: el diseño y las ventas. ¿Cómo puede ayudar la plataforma Spoke a la industria de la moda en Portugal? Tenemos un vínculo muy estrecho con la industria de la moda en Portugal, especialmente con el tejido productivo nacional que alimenta este sector, que es de los más lucrativos en todo el mundo. Ya nos beneficiamos directamente con clientes por el hecho de que producen en nuestro país, pero también hemos conseguido que algunos clientes empiecen a producir aquí, a pesar de que no es nuestro core. Esta es una vertiente de beneficio directo, pero si nos fijamos en toda la digitalización que la plataforma aporta a la industria, creemos que el sector de la moda puede beneficiarse mucho de un proyecto como el nuestro. ¿Cómo conseguisteis llegar a las marcas internacionales y atraerlas a vuestra cartera de clientes? Fue un proceso absolutamente natural porque, en realidad, HUUB empezó precisamente con una marca alemana. La necesidad y la ventaja competitiva de estas marcas reside en el hecho de que producen en nuestro país. Hoy tenemos marcas de 18 países, por lo que en nuestra empresa, en lo que se refiere a las marcas, los centros de producción o los mercados de distribución, somos verdaderamente agnósticos con respecto a la geografía. ¿Habéis pensado en aplicar vuestra plataforma a otros sectores de la industria? Creemos que el sector de la moda tiene una masa crítica, un potencial de negocio y una complejidad que nos ocupa en todos los parámetros. Sin embargo, sabemos una cosa: si estamos preparados para trabajar en la logística de esta industria, estamos preparados para muchas otras, porque las exigencias y la complejidad del universo de la moda son muy elevadas. ¿Qué consejos daríais a otros emprendedores que quieran iniciar su propia aventura empresarial? Sea cual sea la idea, el producto o el servicio, se trata siempre de un negocio. Y no hay negocio activo que no sobreviva a lo que llamamos el test del mercado. Vemos muchas startups completamente obcecadas con inversores y no tenemos dudas de que son muy importantes, como lo han sido para nosotros. Pero, por encima de todo, la idea tiene que tener la aceptación del mercado que se pretenda alcanzar. No puede empezarse la casa por el tejado.La Lonja Digital: tecnología al servicio del sector pesquero para rentabilizar el negocio ¿Cómo nació Seacliq y por qué se centró en el sector de la pesca? Seacliq es una subsidiaria de Bitcliq, compañía especializada en el desarrollo del nicho de mercado de la Lonja Digital. Bitcliq es una empresa que surgió con un espectro de actuación un poco más amplio, el desarrollo de proyectos para la industria. Pronto le surgió un desafío para el sector pesquero: ayudar a una flota de pesca industrial con sede en Ghana, en África. Seacliq nació a partir del reto de crear una plataforma tecnológica que le ayudase a gestionar todas las operaciones. El objetivo era conocer los gastos asociados a todas las embarcaciones para poder establecer un precio justo y que fuese rentable. ¿Cómo "descubrió" Seacliq ese cliente? Fue una coincidencia. Un viejo contacto me presentó el reto y el timing fue perfecto. Este era "el proyecto" que Seacliq estaba buscando, no solo para obtener nombre e impulso internacional, sino también y, principalmente, para tener la oportunidad de crear soluciones diferenciadoras. Un año después, la solución se había implementado, con éxito, en los barcos del que era el mayor procesador mundial de atún. A partir de esa fecha, la empresa conseguía hacer la gestión en tiempo real, y permitía conocer no solo lo que se había pescado, sino también el valor de cada tonelada de pescado. ¿En qué consistió la solución? Creamos un software que los barcos pudieran usar fácilmente para recoger datos de los sensores y de los propios usuarios ─los miembros de la tripulación. El objetivo era presentar la información de forma organizada, transmitirla por satélite de forma optimizada para no disparar los costes de comunicación, recopilarla en la nube y realizar los análisis necesarios para dar los indicadores en tiempo real. Tras el éxito de la gestión operativa, que fue el primer paso, nuestros clientes comenzaron a ver el potencial de empezar a trabajar la vertiente de la trazabilidad y la cuestión de la sostenibilidad en el sector. De pronto, teníamos una herramienta que, además de permitir al gestor tomar decisiones, posibilitaba que el comprador dispusiera de información sobre el pescado que estaba comprando. ¿Cómo surgió la "Lonja Digital"? En 2017, tuvimos la oportunidad de participar en un encuentro mundial para debatir el futuro de las comunicaciones por satélite. Pero había una condición: teníamos que producir un vídeo que mostrara la aplicación de la tecnología para presentarlo en la conferencia. La proximidad del evento nos llevó a buscar la posibilidad de implementar nuestro negocio en Portugal, en detrimento de África o Asia, donde teníamos los proyectos. Esto fue el principio de la Lonja Digital, sin serlo todavía. ¿Detectasteis entonces una oportunidad de crecimiento? Sí. Empezamos a preguntar a los pescadores si ellos veían alguna ventaja en tener una herramienta de gestión operativa. Sin embargo, lo que ellos realmente necesitaban eran nuevas formas de realizar la venta del pescado, porque la subasta tradicional no terminaba de encajar con sus necesidades. Y nosotros pensamos que esta podría ser una oportunidad de aplicar la tecnología en una vertiente de la comercialización. Nos dimos cuenta de que, además de la trazabilidad y de la gestión, podíamos disponer de un mercado que relacionara compradores y vendedores en este contexto. En Portugal hay dos formas de venta de pescado: la subasta o el contrato. Lo que nosotros ofrecíamos era lo mejor de ambos mundos: un contrato dinámico. ¿Este contrato se realiza cuando el barco aún está en alta mar? Gracias al contrato dinámico, conseguimos anticipar la venta incluso hasta la madrugada. En cuanto el barco captura pesca, puede ponerla a la venta de inmediato: se notifica a los compradores y la venta puede realizarse antes de que la embarcación llegue a tierra. Esto también es beneficioso para el armador, ya que es él quien define el precio. Si el barco no ha vendido el producto de forma anticipada, tiene la subasta tradicional como segundo recurso. Lo que acabamos creando fue un marketplace que une oferta y demanda en tiempo real, adelanta el periodo de transacción con respecto a lo que es tradicional y ofrece toda la información de trazabilidad del producto.

CORPORATIVO
02 Octubre, 2019

“La digitalización asegura la actualización de los temarios para preparar oposiciones”

OpositaTest es el resultado de la mala experiencia de un opositor que vivió en sus propias carnes cómo los temarios editados en papel no incluían las últimas novedades, por ejemplo, del Código Penal. El resultado es una web y una app que permite “aprender a aprender” y que somete a los candidatos a una serie de test en los que encuentran soluciones justificadas a las preguntas mal contestadas y la posibilidad de competir con quienes serán sus compañeros de oposición. ¿Qué os motivó a presentaros a los Premios EmprendedorXXI y qué os ha aportado como empresa? Nos presentamos a los Premios EmprendedorXXI por la reputación del premio en sí y la de las entidades que lo impulsan. Este tipo de premios dan mucha visibilidad, tanto al proyecto como a la empresa. Nos da un punto de seriedad de cara al exterior; por ejemplo, se nos ve con otros ojos cuando intentamos captar talento. Igualmente, nos permite establecer relaciones con posibles inversores y confiere prestigio y networking en todos los ámbitos (institucional y de otros proyectos), que a la larga es de las cosas más beneficiosas. ¿Cómo surgió la idea de crear OpositaTest? OpositaTest nace en 2016, cuando uno de los miembros del equipo fundador se encontraba preparando oposiciones, en este caso en el ámbito jurídico, en el momento en el que se lleva a cabo una reforma importante del Código Penal. Se encuentra entonces con que ninguna editorial aporta materiales actualizados ni adaptados a las exigencias reales del examen. En este momento nos planteamos que sería muy interesante para los opositores contar con una herramienta digital que les proporcionase no solo materiales fiables, de calidad y siempre actualizados, sino también un importante ahorro de tiempo y de costes en su preparación. ¿Qué creéis que falla en los métodos de estudio tradicionales? ¿Qué necesidad detectasteis? En la preparación de un examen tipo test, con los sistemas tradicionales existen varios problemas. El primero está relacionado con lo rápido que se quedan obsoletos los materiales impresos en formato papel. La evolución legislativa en nuestro país es constante y cualquier cambio puede afectar a los materiales de estudio de los opositores. El segundo problema tiene que ver con el tiempo que se pierde practicando un examen tipo test en formato papel: tienes que comprarte el libro correspondiente, hacer el ejercicio, crear tu plantilla, contestarlo y luego corregirlo pregunta a pregunta. En esta corrección, además, no tienes manera de saber por qué la que tú has señalado no es la opción correcta, lo que, en ocasiones, puede hacer que te surjan incluso más dudas en relación con lo estudiado. El tercer problema es que el método tradicional es un sistema de preparación que, por lo general, no aporta valor aparte de la mera práctica en sí. Y, finalmente, el cuarto problema es que la oposición es una competición, lo que implica que hay que ser el mejor. Hasta que el opositor no realiza el examen y se publican las notas, no puede saber si su nivel era el adecuado, si se debía haber esforzado más o si podía ir más tranquilo al examen porque su nivel era excelente. Para atajar todos estos problemas creamos OpositaTest.com. ¿Por qué creéis que no se había aplicado antes la tecnología para resolver este problema? Creemos que uno de los factores que ha ralentizado la aplicación de las nuevas tecnologías en las oposiciones y, en concreto, en la preparación de los exámenes tipo test es que el sector es muy tradicional; predominan editoriales o empresas muy grandes y acomodadas en un modelo de negocio que gira en torno al papel. El proceso de cambio del papel a lo digital conlleva un esfuerzo extra, no solo tecnológico, sino también humano, y es necesario educar a los profesores y profesionales en el uso y manejo de estos materiales. Creemos que en este ámbito estas empresas no han sabido ver el potencial que les ofrecía la digitalización. ¿Cómo funciona OpositaTest? ¿Qué debe hacer un opositor para interactuar con la interfaz? El funcionamiento de OpositaTest es muy sencillo. Contamos con una base de preguntas tipo test para cada una de las oposiciones o pruebas que preparamos, con la que el estudiante puede practicar de manera totalmente personalizada y a su ritmo haciendo diferentes modalidades de test: por temas, por materias, completos, de preguntas falladas, de preguntas en blanco, etc. Para acceder a OpositaTest, el usuario simplemente debe registrarse y suscribirse a la oposición o al contenido que le interese. Tenemos siempre suscripciones de diferentes duraciones y precios, para adaptarnos a las exigencias y necesidades de cada perfil de opositor concreto. ¿Qué opciones ofrece OpositaTest a los opositores? ¿Cómo ayuda a un opositor a estudiar mejor? Aprendizaje personalizado. Nuestro sistema se adapta al estilo y nivel de cada opositor y le permite confeccionar los test según sus necesidades: por temas o por materias, de preguntas falladas o en blanco, o simulacro de examen oficial. El 100% de nuestras respuestas tienen solución justificada. Esto le permite al opositor saber exactamente en lo que falla y evitarle pérdidas de tiempo que no le aportan valor. También ofrecemos actualización constante, porque queremos que el opositor se centre en el estudio; de todo lo demás nos encargamos nosotros. Le mantenemos informado sobre los cambios y novedades de su oposición. Y, finalmente, ofrecemos un seguimiento personalizado, que permite al candidato saber en todo momento cómo está siendo su evolución y cuáles son sus debilidades y su verdadero nivel. ¿De qué manera detecta el sistema la necesidad del estudiante, su evolución y el método más eficaz para mejorar su rendimiento y los resultados finales? Toda la práctica que el opositor realiza en OpositaTest se guarda, monitorea y analiza. Este seguimiento personalizado se muestra de forma muy visual a través de gráficas, datos y estadísticas, lo que permite al opositor comprobar en todo momento cuál es su nivel y ser consciente de las materias o temas en que falla más, o en cuáles falla menos, en comparación con el resto de opositores. Aprovechamos este análisis para enviarle recomendaciones personalizadas con el objetivo de mejorar sus puntos débiles, lo que se traduce en un mejor rendimiento del opositor y en una mejora de sus resultados. ¿Cómo mantenéis el temario actualizado? Lo hacemos por dos vías, una especie de double-check: por un lado, nuestro sistema actualiza las preguntas y los programas de las oposiciones prácticamente en tiempo real mediante un protocolo único, que revisa continuamente si se produce alguna modificación del temario o una reforma legislativa. Por otro lado, contamos con un equipo de contenido interno y una amplia red de colaboradores externos, que también se encarga a diario de revisar todos los boletines y novedades legislativas y confirmar los cambios procedentes en el sistema. El sistema está diseñado para que cualquier cambio pueda ser acometido al momento y el usuario siempre disfrute de contenidos actualizados. Somos los más rápidos. ¿Qué ventajas obtiene el estudiante mediante la realización de test cada vez que finaliza una parte del temario? Según estudios publicados por distintas universidades, guardar el temario y practicar el recuerdo es una estrategia de estudio muy potente. Con este método, se logra retener un 78% más de la materia a largo plazo que si únicamente se practica el repaso del temario mediante lectura. Cuando los estudiantes tienen el material delante, creen que lo conocen mejor de lo que lo conocen en realidad; sin embargo, cuando practican el recuerdo es cuando realmente asientan el conocimiento y activan la memoria. Además, esta práctica como método de estudio ayuda a la memoria de plazo intermedio, por lo que, en el caso de personas que preparan oposiciones, cobra importancia real a la hora de conseguir el aprobado. Tenemos comprobado que los usuarios que utilizan nuestro sistema mejoran sus resultados con tasas superiores al 95%. Es importante acostumbrarse a la forma de preguntar, al tiempo que tienes para responder y a cómo elegir la opción más correcta; en este sentido, en OpositaTest les ayudamos a ir lo más preparados posible. ¿Cómo funciona el sistema de gamificación de OpositaTest? Opositar es normalmente un proceso muy solitario, arduo y que depende en gran medida de la voluntad del opositor. Nuestro sistema busca incentivar la preparación y que estudiar sea algo divertido y adictivo. Aprender jugando es la mejor manera de asimilar los conocimientos. Esto lo conseguimos con el ranking y con los retos entre opositores. A medida que el opositor practica, ponderamos sus resultados para colocarlo en un ranking en el que puede compararse con otros opositores, lo que tiene una doble ventaja: incentiva la preparación gracias a la motivación de querer ser el mejor y subir puestos en la clasificación y, además, proporciona una imagen más fiel del nivel real de uno mismo. No podemos olvidarnos de que en las oposiciones no basta con aprobar, hay que ser el mejor. ¿Con cuántos usuarios cuentan vuestra web y vuestra app? Actualmente, en OpositaTest contamos con más de 260.000 usuarios registrados, que practican con nosotros tanto desde la versión web de OpositaTest.com como a través de nuestras aplicaciones para IOS y Android para móvil y tableta. ¿Pensáis en la internacionalización del proyecto? Sí, la internacionalización es algo que está en nuestros planes. La respuesta de nuestros clientes nos motiva para seguir creciendo. Pensar en dar servicio en otros países nos hace mucha ilusión. ¿Tenéis pensado extender vuestro método a otras áreas de formación? Actualmente ya contamos en nuestra web con otros contenidos diferentes de las oposiciones. Desde hace más de dos años, somos la plataforma oficial del Colegio de Gestores Administrativos de Galicia: todos sus alumnos preparan la prueba de acceso a la profesión de gestor administrativo con nuestra web. Además, también tenemos incorporada la prueba de acceso a la abogacía, que desde hace unos años consiste en un examen tipo test. ¿Cómo creéis que las nuevas tecnologías afectarán al sector de la educación en un futuro próximo? ¿Queda mucho por emprender dentro del sector? El objetivo de la educación debe ser aprender a aprender: menos memorizar datos y más espíritu crítico. Aquí es donde la tecnología juega un papel importante, ya que ayuda al alumno a ser más consciente de su proceso de aprendizaje y lo prepara para mejorar su capacidad de autoaprendizaje.

CORPORATIVO
01 Octubre, 2019

Hacia la tokenización de la economía

Como el personaje de la obra de Molière que hablaba en prosa sin saberlo, hoy en día es probable que mucha gente esté usando tokens sin que sepa exactamente qué son y sin ser consciente de lo que probablemente nos espera con lo que ya ha empezado a llamarse la tokenización de la economía. En realidad, el concepto de token es muy fácil de entender. Se trata de una unidad de valor emitida de forma privada. Real o virtual, es un elemento que representa a otro elemento y que normalmente se puede canjear. Ejemplos de tokens serían la ficha de un casino, que puede canjearse por dinero, o unos puntos de fidelidad de un comercio, que pueden hacer que nuestra factura se vea reducida en futuras compras. Pero sus efectos se multiplican cuando los tokens se digitalizan y cuando se les aplica la tecnología blockchain, la misma en la que se basan el bitcoin y todas las criptomonedas. En efecto, puede haber tokens sin blockchain, pero no habrá token-economía sin blockchain, porque las características de esta tecnología, la cadena de bloques, hacen que las transacciones de tokens sean inmutables, transparentes y descentralizadas. Además, tienen una liquidez inmediata y pueden cambiarse muy fácilmente por criptomonedas, con lo que todo quedaría en el mismo entorno del blockchain. O pueden cambiarse por cualquier cosa, porque en la token-economía, al ser los tokens unidades que representan otras unidades, pueden utilizarse para prácticamente todo lo que se desee: comprar, canjear, intercambiar, acceder a servicios exclusivos para VIP... Actualmente, una de sus aplicaciones más habituales se da en la protección de los datos personales en el proceso de pagos digitales. Su funcionamiento, en tres pasos, es el siguiente: 1. En primer lugar, el usuario debe vincular el número de tarjeta de crédito a un sistema token. Es lo que, en lenguaje técnico, se denomina aprovisionar un token vinculado al PAN (Primary Account Number). 2. A continuación debe validarse el token, que, ya configurado, tiene que enviarse a la red de tarjetas de crédito para procesar la transacción. Esta red es la que se encarga de “destokenizar” el token para acceder al número de tarjeta (PAN). Se envía también un aviso del uso al banco al que pertenezca la tarjeta, para que la entidad financiera valide la herramienta. 3. Por último, una vez se ha emitido la validación de la entidad financiera, el vendedor recibe una autorización. En este proceso, la red vuelve a tokenizar el número de tarjeta para que este quede nuevamente protegido al enviar los datos al terminal del comercio. Este ejemplo de tokenización de los pagos tiene innumerables ventajas: elimina duplicaciones de los datos de los consumidores; las transacciones son más seguras (si un hacker accede a los tokens, no podrá hacer nada con ellos), más cómodas y más rápidas, y se reducen los requisitos de protección de datos (cuando se almacenan tokens no se está guardando información sensible). Es decir, aumentan los estándares de seguridad, tanto para el usuario como para los comercios y las empresas en general. En definitiva, lo que hacen la tokenización y, de hecho, todos los sistemas basados en la tecnología blockchain es reducir intermediarios en las transacciones y descentralizar la gestión, con lo cual es el usuario el que controla todo el proceso. ¿Es usted de los que aún tienen reparos en comprar por Internet? Tal vez la tokenización sea la respuesta a sus temores. O tal vez, como El burgués gentilhombre de Molière, ya la esté utilizando sin saberlo.

INNOVACIÓN
27 Septiembre, 2019

“Ninguna persona debería hacer un trabajo manual y repetitivo que no aporte valor a su vida”

Las experiencias de impresión en 3D se quedan a menudo en meros prototipos. Triditive ha creado una plataforma, AMCELL, que une software y hardware para conseguir que la impresión en 3D se pueda industrializar, es decir, reproducir a gran escala para mejorar su eficiencia. Un proceso que permite que la producción en 3D sea competitiva en muchos sectores en los que no lo era o que se puedan fabricar prótesis que antes tenían precios prohibitivos. ¿Qué ha significado para vuestra empresa haber sido una de las ganadoras de los Premios EmprendedorXXI? El premio nos ha dado mucha visibilidad a nivel nacional. Todo el proceso ha sido increíblemente satisfactorio; hemos conocido a mucha gente muy implicada con la necesaria labor de ayudar e impulsar a las startups. El viaje a Silicon Valley, conseguido gracias a este premio, nos ayudó a desarrollar una visión disruptiva para el futuro, mucho de lo que aprendimos está en el ADN de Triditive ahora. ¿Qué es AMCELL, cómo funciona y cuál es su principal innovación? AMCELL es una plataforma de hardware y software de automatización de la impresión 3D para permitir a la industria la fabricación en masa con esta tecnología. Triditive ofrece una solución integral para la impresión 3D industrial y revolucionará la fabricación. AMCELL consiste en un sistema de brazos robóticos funcionando paralelamente, con sistemas que automatizan todo el proceso de impresión 3D desde la planificación de órdenes de producción, preparación del trabajo de impresión hasta la eyección de las piezas impresas. Esto permite que la máquina funcione durante 24 horas siete días a la semana con mínima intervención humana. Es la primera máquina industrial capaz de fabricar metales y polímeros, preparada para producción en serie en la línea de producción de cualquier empresa manufacturera. ¿Cómo ha sido el proceso de desarrollo de este sistema? En Triditive, antes de diseñar AMCELL, nos pusimos en contacto con la industria y analizamos en detalle por qué no se estaba utilizando la impresión 3D en la fabricación. Identificamos los problemas y diseñamos AMCELL desde cero para superarlos y ofrecer una solución efectiva y rápida de implementar en la industria. ¿Qué avances supone esta nueva maquinaria en los sistemas de impresión industrial? Triditive habilita la posibilidad, al fin, de fabricar en masa a un precio competitivo con otras tecnologías. La impresión 3D lleva casi 30 años en el mercado, y aún no vemos piezas impresas fuera del prototipado o sectores punteros en tecnología como el aeroespacial o el médico, que es donde se han enfocado todas las aplicaciones de impresión 3D.  ¿Supone una gran reducción de costes para las empresas? Inmensa. La impresión 3D era una tecnología que muy pocos sectores se podían permitir. Con AMCELL, hemos conseguido reducir los costes de fabricar lotes de piezas finales siendo competitivos frente a otras tecnologías de fabricación, de esta manera la industria manufacturera tradicional se puede plantear la posibilidad de empezar a implementar esta tecnología en sus líneas de producción. Si preguntamos al público en general cuántos de ellos(as) tienen piezas impresas en 3D o productos que tengan integradas piezas impresas, serán muy pocos los que contesten positivamente. Hasta el momento, no había piezas impresas en 3D en bienes de consumo, porque la tecnología no tenía esa capacidad: con AMCELL estamos abriendo esa posibilidad, fabricación en masa y automatizada. ¿Qué impacto creéis que puede tener vuestro sistema de impresión 3D en la industria española? Ofrecemos muchas ventajas, algunas de ellas se basan en eliminar las barreras de entrada a la tecnología, como el coste de la maquinaria, la dificultad para formar a los operarios o eliminar la necesidad de realizar obras de reforma en la fábrica para adecuar la instalación de la maquinaria. En España, salvo excepciones, no hay mucha innovación industrial. Nuestra tecnología, como otras que irán apareciendo en el mercado, supone una gran oportunidad para la industria que sepa ver sus ventajas y las aproveche. Por eso ya tenemos oficinas en Reino Unido y Estados Unidos, donde la industria lleva tiempo implementando esta tecnología y está mucho más abierta a adoptar cambios, especialmente si vienen de una startup. En España, las startups lo tienen más difícil para trabajar con la industria, es una cultura totalmente diferente, tenemos mucho que aprender en este tema. ¿Qué beneficios puede aportarle a una empresa industrial la fabricación mediante impresión 3D? ¿Cuántas piezas se pueden imprimir en serie en un mes? Una empresa industrial puede tener muchos beneficios: el ahorro en costes, la personalización, la optimización de la geometría, la reducción de peso… pero si tuviese que quedarme con uno, diría que una flexibilidad de fabricación sin precedentes que abrirá mercados totalmente nuevos. Una AMCELL puede imprimir 10.000 piezas de 125cm3 de manera automática, pero la clave no está en hacer esas 10.000 piezas iguales. Hay que pensar, por ejemplo, en 100 lotes de 100 piezas diferentes, con diferentes geometrías y materiales. ¿Con qué obstáculos os encontrasteis en el proceso de desarrollo de esta tecnología? El más importante fue el acceso a la financiación privada; el hardware no es atractivo para los inversores que buscan la escalabilidad desmesurada del próximo Facebook. ¿Qué papel juega la tecnología IoT (Internet de las Cosas) en vuestra propuesta? Háblanos del software EVAM y de la gestión remota de maquinaria. En Triditive entendemos la automatización como una conjunción de hardware y software para eliminar la rigidez en la producción. Por eso desarrollamos EVAM, una plataforma de software para gestionar AMCELL, controlar su automatización y dotarla de esa flexibilidad que necesitan las fábricas del futuro. Cada vez los lotes de fabricación son más bajos; el almacenamiento de materia prima y productos terminados se intenta minimizar al máximo para optimizar. Gestionar una fábrica hoy en día y optimizar su rentabilidad es una tarea extraordinariamente difícil. Las AMCELL son los músculos, Internet los nervios y EVAM el cerebro. Las AMCELL se conectan a EVAM como el sistema muscular del cuerpo humano se conectan al sistema nervioso. Nuestros competidores tratan de diseñar un músculo perfecto (hardware) o un cerebro (software), nosotros diseñamos la solución desde el comienzo como un sistema completo. ¿Qué ha significado para vosotros como empresa la apertura de vuestra fábrica piloto, SCALADD? La verdad es que SCALADD nos ha permitido dos cosas muy importantes: crear algo físico, que pudiésemos mostrar. Mucha gente pensó que solo teníamos la idea, y en cambio demostramos de lo que el equipo era capaz de hacer en apenas un año y con un presupuesto muy ajustado. Por otro lado, tener capacidad de fabricación de piezas nos ha permitido salir al mercado y valorar nuestra tecnología. En menos de un año hemos conseguido realizar piezas para más de 100 clientes en más de 5 países sin salir a buscarlos. Recientemente, habéis sido una de las 10 startups seleccionadas por la aceleradora IoT Tribe, lo que ha supuesto vuestro desembarco en el Reino Unido. ¿Cuáles son vuestros planes de expansión?  Nuestra principal actividad en el Reino Unido es desarrollar nuestro software. Entrar en un mercado como pueda ser el de Reino Unido o Estados Unidos como startup es casi imposible, necesitas mucho tiempo y recursos. Así que hacerlo a través de una aceleradora es una gran oportunidad, ya que te acogen y te ofrecen su amplia red de contactos, que generalmente está muy especializada y enfocada a tu sector. ¿Cómo pueden las personas con algún tipo de discapacidad beneficiarse de esta tecnología? Háblanos de la impresión de cuadros mediante 3D y de las prótesis AFO. Los cuadros impresos en 3D ─proyecto que recibió en 2017 el premio de diseño accesible por la fundación Aspaym─, y las prótesis AFO son claros ejemplos de nuestra responsabilidad social corporativa y una muestra de cómo la tecnología puede mejorar la vida de las personas. Nosotros generamos tecnología para que otros puedan crear mercados que ayuden a las personas. De manera resumida, nadie va a hacer un cuadro para personas con discapacidad visual porque no compensa, o ninguna empresa va a hacer prótesis personalizadas porque las tiradas son muy bajas y salen muy caras, por lo que el mercado es pequeño. Ahora, con la impresión 3D en masa y a coste muy reducido, estos mercados que hace unos años no existían se abren. ¿Cuáles son vuestros objetivos a largo plazo? La visión de Triditive es “Permitir a la humanidad liberarse del trabajo manual”. Lo importante de esta visión es que todo el equipo está motivado por alcanzarla; creemos que ninguna persona debería estar haciendo un trabajo manual y repetitivo que no aporte valor. Todas las revoluciones industriales han permitido al ser humano disponer de más tiempo para dedicarse a otras actividades como la ciencia, el arte o los deportes. En Triditive queremos impulsar esta cuarta revolución industrial para que las personas pasen a estar en el centro de la revolución. La impresión 3D es una tecnología que lleva años en el mercado pero que hasta la fecha no ha desarrollado su verdadero potencial. ¿A qué crees que es debido? En una primera etapa, los primeros 25 años, esto ocurrió porque unas pocas empresas tenían las patentes y no existió prácticamente ningún avance. En la segunda etapa, a medida que a las diferentes tecnologías de impresión 3D les iban caducando las patentes, miles de personas se pusieron a desarrollar las tecnologías a cotas no imaginadas hace unos años. Estamos comenzando la tercera etapa, en la que ya empezaremos a ver el verdadero potencial de las tecnologías más maduras y su industrialización. ¿Cuáles son vuestros próximos proyectos a escala nacional e internacional? Ahora mismo, el equipo directivo se encuentra en Estados Unidos para abrir el mercado allí. Estamos en la mejor aceleradora del mundo, Techstars, y bajo el paraguas de una gran empresa de fabricación como es Stanley Black&Decker. Además, tenemos siempre abiertos varios proyectos de I+D para mejorar las capacidades de nuestra tecnología. Escalar y lanzar el modelo comercial de AMCELL es nuestro siguiente paso. ¿Cómo ha sido esta aventura de emprender un negocio en un sector considerado tradicionalmente masculino? Es todo un reto para una mujer emprender en tecnología, incluso más cuando esta está relacionada a la industria en la que estamos subrepresentadas. En el sector de la fabricación aditiva, únicamente el 13% son mujeres, de las cuales la mayoría se dedican al marketing y las ventas. En España solo el 2% de las empresas tienen una mujer CEO.

CORPORATIVO